« Lista Roja »

Palacio fortificado de los Zúñiga

  • Historia:

    El palacio fue mandado construir por don Diego López de Zúñiga, fundador de la Casa de Zúñiga, nombrado en 1386 Justicia Mayor de Castilla por Juan I, cargo que siguió desempeñando durante el reinado de Enrique III. El palacio se acabó de construir en 1410. Curiel era el solar del linaje, casa fuerte y “casa de morada”, como él mismo la define, donde residió varios años, hasta 1412, y donde debió de morir su esposa. El palacio fue conocido “Palacio de Justicia Mayor”, ya que en él se impartía justicia de la Comunidad de villa y tierra de Curiel, hasta la desaparición del Antiguo Régimen después de 1812. Posteriormente perteneció a la Casa Ducal de Osuna, que en 1866 lo vendió a Indalecio Martínez Alcubilla.
    En él residieron ilustres presos, como fueron los hijos de Pedro I, el marino inglés conde de Pembroke y don Jaime de Mallorca. Se cuenta que, durante una parte de su época de esplendor, exhibió sobre sus muros las cadenas que rodearon la tienda del caudillo árabe Miramamolín, arrancadas por los caballeros cristianos de la villa que participaron en la batalla de Las Navas de Tolosa.


    Descripción:

    La planta es rectangular con grandes torreones en las esquinas, pero tan sólo se conserva en la actualidad la fachada flanqueada por dos torreones.. Tuvo patio central de columnas ochavadas. La puerta principal es ojival con dovelas de piedras de sillería. En el interior del palacio contrastaba la solidez del sillarejo granítico empleado en el exterior con una indudable modestia de materiales –adobe y ladrillo– en la organización interna. Lo destinado a palacio se organizaba en tres crujías a lo largo de otros tantos lados del patio. Eran tres los salones decorados, y el más importante o de honor, uno de 60 x 25 pies, cubierto por artesonado y decorado con yeserías moriscas, bellísimas en el molduraje de sus cuatro puertas.


    Grado de protección:

    Bien de Interés Cultural


    Estado:

    Ha sido expoliado de todo aquello que pudiera tener valor económico, como yeserías y artesonados. Partes del mismo pueden ser vistos en el Museo Arqueológico Nacional de Madrid, en el que se conservan partes de la decoración; en una finca particular de Torrelodones, donde se montó el patio del castillo; en el Alcázar de Segovia, donde se instaló un artesonado, más otro que se localiza en California (Estados Unidos). Buena parte del patrimonio desaparecido se puede consultar en: http://artevalladolid.blogspot.com.es/2013/12/monumentos-desaparecidos-el-palacio.html
    Su estado es de abandono y ruina progresiva.


    Carácter de riesgo:

    Ruina progresiva por completo abandono.


  • Situación:

cargando mapa - por favor, espere...

Palacio fortificado de los Zúñiga 41.640289, -4.098649 Curiel de Duero (Valladolid). Palacio fortificado de principios del siglo XV.Ver en detalle>> (Indicaciones)